EL TIERNO GESTO DE UNA NOVIA CON SU PROMETIDO, SORDO, EN SU BODA

Las novias suelen ser las grandes protagonistas en el día de su boda, pero en esta ocasión, una novia quiso dejar lo mejor para su prometido.

Elizabeth Shoesmith conoció a su actual marido, Scott, hace dos años en Australia, donde ambos viven gracias a una aplicación. Scott es sordo, algo que para Liz nunca ha supuesto un problema. “Nunca me había sentido tan escuchada en mi vida” ha explicado a un medio digital. Para reconocerle y agradecerle “toda la alegría” que él ha traído a su vida, quiso dedicarle un regalo muy especial.

Durante varias semanas estuvo practicando en lenguaje de signos una de las canciones más significativas de la pareja: “1.000 years”, una canción romántica de Christina Perri que se hizo muy popular gracias a la saga “Crepúsculo” y que habla de la paciencia del amor.

A pesar de las horas de ensayor, la futura novia no conseguía acabar la canción sin cometer fallos. “No voy a mentir, estaba aterrada hasta el momento en el que empezó la ceremonia. Pero en cuanto vi sus ojos ya no miré a nada más y se convirtió en un precioso momento entre los dos.” Su tierna y conmovedora actuación no paso desapercibida para Scott quién aguantó estoicamente durante los primeros segundos pero enseguida rompió a llorar y no paró “en toda la canción”.

Liz sabía algunas letras del alfabeto en lenguaje de signos que aprendió cuando tenía 7 años, pero no era capaz de mantener una conversación completa. A pesar de que Scott se quedó sordo a los 8 años y puede hablar con fluidez, ella decidió aprender lenguaje de signos para poder comunicarse con él de forma más clara.

El vídeo original, que subió la propia Liz a Facebook acumula más de 2 millones de reproducciones y en Facebook se ha visto medio millón de veces. La cascada de comentarios positivos que ha recibido ha llevado a la pareja ha iniciar una campaña a favor de la inclusión de personas sordas. Ambos se han convertido en portavoces de la inclusión social de las personas con alguna deficiencia y Liz dirige una asociación sin ánimo de lucro que pruebe el aprendizaje del lenguaje de signos para ayudar a la inclusión. “La mayoría de las personas sordas, al leer los labios, solo entienden el 60% de lo que se dice. Aprender lenguaje de signos debería ser importante en los colegios e institutos.”

13tv

© 2017 - 13TV S.A.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo.